El marciano

Portada de El Marciano

Como humano del siglo XXI (Homo Mercadonis) si de pronto me encontrara solo en una llanura desierta, por ejemplo en Logroño, estoy seguro de que duraría menos que las dietas de Paquirrín. En menos de un día me encontrarían muerto, con los esfínteres relajados en exceso y con varios kilos de tierra en el estómago. Esto es así, y es válido para casi todos los habitantes del planeta: somos seres sociales y gregarios y sin contacto con otros iguales estamos perdidos. ¡Perdiditos!.

sigue leyendo